Herramientas para la conservación de la mariposa monarca

Proyectos piloto

Alcaldes Comprometidos con la Mariposa Monarca

Federación Nacional de Vida Silvestre

País
Estados Unidos

Región
Múltiple

Tipo de dependencia
Organización no gubernamental (ONG)

Especies o hábitat objetivo o asociados
Mariposa monarca

Idioma original
Inglés

En respuesta al drástico descenso en la población de la mariposa monarca, alcaldes y funcionarios de los gobiernos locales participan en la iniciativa Alcaldes Comprometidos con la Mariposa Monarca (Mayors’ Monarch Pledge), de la Federación Nacional de Vida Silvestre (National Wildlife Federation, NWF) de Estados Unidos. Cuando un alcalde o dirigente municipal da su respaldo a la iniciativa, puesta en marcha en 2015, está asumiendo el compromiso de restaurar en su jurisdicción los hábitats propicios para la monarca y de instar a la ciudadanía a hacer lo mismo. Para lograr esta compleja tarea deben tomarse cuatro pasos.

En primer lugar, se firma la iniciativa; enseguida, las comunidades indican exactamente qué acciones de conservación se comprometen a emprender en el curso del año siguiente; luego, personal de la NWF da seguimiento, junto con el coordinador asignado, a cuando menos tres de las acciones de conservación seleccionadas; por último, a través de un cuestionario trimestral en línea, las autoridades municipales informan a la NWF sobre los avances registrados. Los alcaldes y líderes locales que deciden emprender ocho (o más) acciones de conservación a escala municipal se vuelven parte del Círculo de Liderazgo de la iniciativa Alcaldes Comprometidos con la Mariposa Monarca. (NWF, 2015).

Los datos que se obtienen a partir de los comentarios y sugerencias reflejan los resultados combinados y el impacto de la iniciativa. La NWF ha integrado una página con recursos en línea que apoya a autoridades municipales en sus acciones de restauración de hábitat de mariposa monarca. El papel que desempeñan las ciudades, poblados y municipalidades en general es decisivo en la lucha por salvar a la mariposa.

Los municipios están en posibilidades de establecer hábitat en parques públicos, camellones, jardines comunitarios y edificios municipales que alojan instalaciones de servicios comunitarios tales como centros recreativos y bibliotecas. Tanto escuelas como hogares y negocios pueden proporcionar un hábitat básico para la monarca. Simples cambios en reglamentos del paisaje o políticas escolares podrían resultar decisivos para la especie. Educar a los ciudadanos sobre cómo y dónde cultivar asclepias (o algodoncillo) es otra pieza clave del rompecabezas. “Crear hábitat y educar a los ciudadanos beneficiará no sólo a la mariposa monarca, sino también a otras especies polinizadoras que necesitan un hábitat saludable. Cuando los alcaldes alzan la voz y asumen una postura, los ciudadanos lo advierten” (Fitzgerald, 2015).

Palabras clave: ,